Música, Semilla Negra

Semilla Negra – Programa 51: Hugh Masekela, el pulmón de Sudáfrica

Con más de medio siglo de proyección internacional, las músicas de África atesoran una veintena de intérpretes y compositores cuyos nombres son claves para entender la evolución de los sonidos del continente. Algunos de ellos, por fortuna, aún se cuentan como músicos en activo. Y el trompetista y compositor sudafricano Hugh Masekela es uno de ellos. Criado en la Sudáfrica del infame apartheid, Masekela fue uno de los músicos negros pioneros que conquistaron una cuota comercial y popular en el país de la segregación racial. Ya estaba en 1959 en la creación del que está considerado el primer grupo de jazz: The Jazz Epistles. Junto a ellos grabó Verse 1, el primer disco publicado por músicos negros en Sudáfrica. Cincuenta y cinco años después, Masekela suma medio centenar de álbumes y muchos premios internacionales. Con 75 años el trompetista es una leyenda viva de las músicas de África.

Masekela fue uno de los músicos negros pioneros que conquistaron una cuota comercial y popular en la Sudáfrica del 'apartheid'.

Masekela fue uno de los músicos negros pioneros que conquistaron una cuota comercial y popular en la Sudáfrica del 'apartheid'.

Hugh Ramopolo Masekela nació el 4 de abril de 1939 en uno de los suburbios de la ciudad sudafricana de Witbank, a setenta kilómetros de Johannesburgo. En el barrio de Kwa-Guqa el joven músico recibió su primera trompeta como regalo de su amigo sacerdote, Trevor Huddleston, un símbolo de la resistencia social frente al apartheid, quien también se encargó de que el joven músico recibiera clases en la banda de música municipal. En 1954, al calor del éxito del popular grupo The Manhattan Brothers, Masekela entró a formar parte de la orquesta encargada de la banda sonora del musical King Kong, que aquí ya repasamos en el programa Cuando King Kong bailó en África. Cinco años después, junto al pianista Abdullah Ibrahim (por aquel entonces llamado Dollar Brand) encabezó el grupo The Jazz Epistles, pioneros en la grabación de música africana hecha por músicos negros en Sudáfrica. Todo pintaba bien encaminado, pero llegó la tragedia. El 21 de marzo de 1960 la policía del apartheid reprimió con dureza la manifestación de grupos antiapartheid en la ciudad de Sharpeville. Murieron 69 personas y 180 sufrieron heridas. El crimen, que luego provocó que la ONU declarara el 21 de marzo Día Mundial de la Eliminación de la Discriminación Racial, desató la represión. Hugh Masekela tuvo que exiliarse; tenía 21 años.

En el extranjero, principalmente en Londres y Estados Unidos, Hugh Masekela amplió estudios de música en Nueva York, frecuentó a músicos influyentes en la escena americana como Harry Belafonte, The Birds, Dizzy Gillespie, Marvin Gaye, Herb Alpert, Stevie Wonder o Paul Simon y, entre 1964 y 1966, estuvo casado con Miriam Makeba. De esta época son su primer éxito en el mercado anglosajón, la canción Grazing in the grass, y su aparición en el Monterey Pop Festival de 1967. Cada vez más consciente de los problemas de África y de la falta de reconocimiento político del continente, en 1974 organizó junto a su amigo productor Stewart Levine el festival musical que llevó a Kinshasa, entonces Zaire y ahora República Democrática del Congo, el mítico combate de boxeo entre George Foreman y Muhammad Ali. La alineación musical de las tres noches del festival Zaire 74 confirmó la amplitud de gustos musicales de Hugh Masekela: actuaron James Brown, B.B. King, Miriam Makeba, Tabu Ley Rochereau con la orquesta OK Jazz, Celia Cruz y el conjunto Fania All Stars.

Nuestro recorrido sonoro en este especial de Semilla Negra toca muchas de las etapas creativas del músico y autor de Sudáfrica.

Nuestro recorrido sonoro en este especial de Semilla Negra toca muchas de las etapas del músico y autor de Sudáfrica.

 

Después de participar en la gira mundial Graceland de Paul Simon, 1987 fue un año crucial para Hugh Masekela. El músico africano venía de grabar dos discos en Botswana, entre ellos el seminal Techno-Bush, y publicó una canción que iba a convertirse en un himno de la creciente campaña para lograr la liberación de Nelson Mandela. Con el tema Bring him back home ayudó a concienciar al mundo de las injusticias que sufría la población negra víctima del apartheid en Sudáfrica. En la década siguiente Masekela encadenó una docena de discos hasta en una decena de compañías discográficas y, poco a poco, comenzó a hacer recuento de la gran obra atesorada. En 2003 participó en el documental Amandla! sobre la historia de la revuelta popular negra contra el apartheid y al año siguiente publicó su propia versión de los hechos, la biografía Still Grazing.

Durante la celebración de la Copa del Mundo de fútbol organizada en Sudáfrica en el verano de 2010, Hugh Masekela protagonizó un documental emotivo como viaje de regreso a varios de los lugares donde transcurrió su infancia. El paseo lo realizó el músico junto a su hijo y estrella de la televisión sudafricana, Sal Masekela. En una reciente entrevista en la emisora NYC Radio de Nueva York, el influyente músico sudafricano ponía en valor todo lo logrado durante 55 años de vida musical. “Yo nunca he pensado en una carrera musical, más bien la música ha sido una obsesión. Incluso cuando tuve que vivir en el extranjero”, señaló Hugh Masekela, “mi intención era aprender, estudiar más, pero sin nada muy planeado”. En 2011 el festival español EtnoSur le entregó su premio anual concedido a toda una carrera artística por “su dilatada y brillante trayectoria profesional, y su lucha por la liberación de su pueblo a manos del apartheid”.

Nuestro recorrido sonoro en este especial de Semilla Negra dedicado a la obra de Hugh Masekela toca muchas de las etapas creativas del músico y autor de Sudáfrica. Arranca con dos canciones del disco Masekela (1969). También están representados los álbumes Hedzoleh Soundz (1973), The boy’s doin’ it (publicado en 1975 con una canción homenaje a la identidad negra de Brasil) y el influyente Techno-Bush editado en 1984. Mayor desarrollo tiene Give it up, del álbum homónimo. Al final, por cerrar el círculo, suena Dollar´s moods, el primer tema de aquel primer disco pionero grabado en 1959 junto a The Jazz Epistles, y la que quizá sea la canción instrumental de Hugh Masekela más conocida por el gran público, Grazing in the grass.

Carlos Fuentes (@delocotidianocf) es el autor de Semilla Negra. Periodista y crítico musical, durante las últimas dos décadas ha publicado artículos, entrevistas y reportajes sobre las músicas africanas en periódicos nacionales y en revistas especializadas como Rockdelux o Serie B.

  

 

Etiquetas:, , , , , , , , , , , ,

Sin comentarios

Añade tu comentario

*